pareja

Amigos con derechos, ¿me quiere?

By  | 

Si estás viendo este vídeo es porque te han saltado las alertas, la persona de la que estás enamorado o enamorada no quiere nada serio o da señales de no estar por ti al 100%.

Cuando estamos enamorados tendemos a pensar que la otra persona va a cambiar, pero eso rara vez sucede. No te metas en un bucle de sufrimiento, por las convicciones equivocadas, ya que el enamoramiento es solo una subida de dopamina y serotonima, en cambio, el verdadero amor es cuidar a tu pareja y ser cuidado o cuidada por tu pareja. Si eso no ocurre no hay amor que valga, hay un sucedáneo poco recomendado.

Con esto no estoy diciendo que no puedas tener rollos, de una noche o de tres meses o de un año, pero atiende a razones, lo que empieza siendo un rollo seguirá siendo un rollo. A ver, ahora es cuando me dices que la prima de una vecina de tu amiga que vive en Australia empezó con un chico siendo amigos con derechos y se enamoraron y viven felices en Sidney. Sí, no digo que no pueda pasar, pero el porcentaje de que eso ocurra es muy bajo. Se han hecho estudios al respecto en una universidad americana y se calculó que solo el 15% de las relaciones que empezaban en amigos con derechos acababan en pareja formal, y no se verificó lo que duraban, solo que al año eran pareja, nada más. Un 15%. Es como intentar acertar en los retos de la feria de tu pueblo, esos en los que te engañan para que tires tres aros y no das ni una. Para que una relación salga bien… tienes que estar segura, sentir seguridad de que todo va a salir bien. A ver, ya sé lo que estás pensando: nada está garantizado al 100%, pero es que si ya desde un principio te suenan las alertas o esa persona te dice que no quiere nada serio: acéptalo, no está enamorado o enamorada de ti.

Yo sé que todos, al menos una vez en la vida (hay quien más de una, pues somos los de la misma piedra), yo sé que al menos una vez en la vida vas a caer en intentar convertir a un amor no correspondido en amor del bueno, y te va a salir mal. Hazlo una vez si quieres, para comprobarlo, pero después ¡basta! No quieras repetir el sufrimiento. Aprende de la experiencia.

¿Por qué no se enamora de ti? No le des vueltas, que te vas a hacer más daño. Tienes que elegir entre prolongar el sufrimiento, la desconfianza, la perturbación mental y emocional por seguir acostándote con alguien que tú amas y no te ama, o dejarlo para siempre, adiós, ciao, no me quieres, no puedo quererte, dolerá… pero no te machacarás, reafirmarás tu valía, porque créeme puedes encontrar la horma de tu zapato, es cuestión de atender a tu intuición, dejar que las alertas te hagan evitar a los sapos y la intuición te acerque a la pareja correcta para ti.

Si estás confundida porque esa persona te da mensajes contradictorios, ponle que te ha presentado a sus familiares y amigos o que te coge de la mano o que te da una velada romántica, pero hay algo que no funciona, entonces, pregúntaselo: hazlo a la cara, espérate a hacerlo en persona, no uses whassap ni llamada telefónica, porque es algo importante y a la cara es como mejor lo vas a encajar. Dile que te estás enamorando de él y fíjate en cómo reacciona.

Si lo que encuentras es reticencia, que se echa para atrás, que te dice que te mereces algo mejor, o que no está listo para un noviazgo o que no siente lo mismo (el grado de sadismo varía según quien sea esa persona)… no le justifiques, te lo está diciendo con un cartel luminoso “no te quiere”, te lo digo desde la experiencia propia vivida en mis carnes.

Siento que esto no sea lo que quieres escuchar, pero las cosas del amor son así, a veces aparecen amores no correspondidos, personas que solo quieren sexo y pasarlo bien, tú puedes ser una de ellas en un momento dado, pero si te enamoras y la otra persona no lo hace, sal corriendo, huye lo más lejos que puedas, escóndete en tu burbuja de amigos, películas cómicas, trabajo, hobbies, etc. vuelve a ilusionarte con nuevos proyectos laborales o de ocio y deja que el tiempo borre las heridas de tu ego, porque a veces es cabezonería y sigues y sigues… ¡error!

Relájate, disfruta de la soledad, al fin y al cabo, la soltería es un mar de oportunidades a tu alcance, cupido puede aparecer en cualquier momento.

Y si lo que quieres es enamorar a un hombre o a una mujer, la respuesta es que no hay una técnica, método o estrategia, por más que te vendan motos. Simplemente sucede. Ahora, sí hay un consejo infalible para que te acerques al 80% de posibilidades de acertar… (¿estás intrigado o intrigada?) Pues es muy sencillo, no le ofrezcas tu vulnerabilidad hasta estar seguro de que esa persona es tu Rolls Royce, tu piedra filosofal, tu espada inquebrantable, tu Toro de Osborne, tu Peñón de Gibraltar, tu diamante pulido, tu isla de Alcatraz… o sea estás tan seguro o segura de que esa persona te quiere que ya puedes ofrecerle tu vulnerabilidad sea en forma de sexo o en forma de cuidados o en forma de ayuda o en forma de apoyo o en forma de lo que sea que te hace sentir vulnerable. Y lo podrás hacer porque estarás seguro o segura de que esa persona, al menos en un 80% de posibilidades, no te va a hacer daño. Y eso necesita de tiempo, tiempo en que no le vas a dar lo que quiere. Si sigue ahí, es buena señal, espera a estar seguro o segura. Y si en cuanto ve que no le das lo que quiere, se va, deja que se vaya, es lo mejor para ti.

Fundadora y editora de Emociones Básicas.