Recetas hechas con amor

Galletas chips de chocolate para endulzar tu vida – receta

By  | 

Cocinar es una excelente manera de olvidar los problemas por un rato, aunque mi canal trata especialmente sobre la inteligencia emocional, voy a ir colgando algunas recetas, ya que la comida forma parte de nuestra vida diaria y nos da muchas alegrías.

Aquí tienes los ingredientes para estas galletas chips de chocolate:


280 gr de harina

150 gr de azúcar blanco

150 gr de azúcar moreno

1 cucharilla de levadura en polvo

230 gr de mantequilla en pomada

Chocolate negro (70%) y chocolate blanco, cantidad al gusto

Nueces, cantidad al gusto

2 huevos

1 cucharilla de aroma de vainilla


Lo primero es mezclar los elementos secos, echamos la cucharadita de sal en la harina, luego la de levadura y removemos para que se reparta bien.

Luego mezclamos la mantequilla con el azúcar y removemos bien hasta que quede bien integrado el azúcar y no haya grumos.

Entonces incorporamos los dos huevos.

Y solo queda el chorrito de aroma de vainilla que le va muy bien a la receta.

Pasamos la masa a un bol más grande para ir añadiendo la harina poco a poco, recuerda tamizarla previamente para que no te haga grumos.

Cuando esté lista la masa, la puedes dejar un rato en la nevera y mientras partir el chocolate. Y no olvides poner a precalentar el horno a 175º o 180º.

Puedes comprar chips de chocolate o cortarlo tú mismo, como hago yo en el vídeo. A trocitos pequeños. En este caso solo he mezclado las nueces con el chocolate negro, pero eso es al gusto de cada uno.

Ahora, como quería hacer de dos tipos, he mezclado la mitad de la masa con los chips de chocolate negro y la otra mitad con los chips de chocolate blanco. A esta masa le puedes imcorporar todo aquello que te guste encontrar en una suculenta galleta.

Luego sobre un papel de hornear ves poniendo bolitas de masa cruda, bien separadas, porque en el horno se aplastarán formando un círculo.

Ya tenemos el horno a 180º, ahora metemos la bandeja durante 10 minutos aproximadamente, abre el horno y fíjate en el color de las galletas, tienen que estar tostaditas, también puedes introducir un palillo para verificar si están hechas.

Y listo, quedan riquísimas… Ahora déjalas enfriar sobre una rejilla y una vez frías, ya puedes disfrutarlas.

Si las metes en una caja de hojalata, te duran 2 semanas y a partir de ese momento pierden calidad, pero aún son comestibles unas dos semanas más. No olvides guardarlas en un lugar seco y oscuro.

Feliz día

Fundadora y editora de Emociones Básicas.