pareja

Cómo superar una ruptura amorosa

By  | 

Aprender a desapegarse es la clave, no sólo para superar una ruptura, sino también para relacionarse con todo el mundo de una forma sana y dejar atrás las pequeñas o grandes dependencias que sabotean nuestras vidas y nuestra serenidad.

 

1# duelo químico

Si estás leyendo esto es porque una persona te ha dejado o ya no quieres estar con alguien porque no te conviene, y sin embargo, sigues apegado. Eso es totalmente lógico, sufres el duelo químico. Lo primero que te va a suceder es que no paras de pensar en esa persona, pero todo se debe a la dopamina que segrega tu cerebro, así que puedes racionalizar esta parte fácilmente diciéndote que hasta que tus niveles de dopamina no bajen, seguirás obsesionándote.

¿Cómo bajar los niveles de dopamina? Esto requiere cierto esfuerzo, pero si no eres un masoquista, te será bastante fácil. Básicamente, tienes que sustituir tu fuente de dopamina. Busca cualquier actividad que te permita liberar dopamina. Es indispensable que sea una actividad que te guste muchísimo, lo que más te gusta del mundo es… ¿Ya has respondido? Si tiene que ver con comer dulces, te sugiero que no es la mejor idea, a no ser que quieras acabar como una entrañable bolita. Más bien busca un deporte o actividad, si es al aire libre mejor.

Ejemplos:

  • Salir a correr.
  • Leer frente a un jardín.
  • Pasear a la orilla de la playa.
  • Hacer senderismo.
  • Hacer kayak.
  • Escuchar música frente a un parque.
  • Cuidar de tus sobrinos/hijos.
  • Montar a caballo.
  • Esquiar.

También es una buena idea apuntarse a un curso de algo que te interese mucho, pero que no has tenido tiempo hasta hoy para hacer. (Además, de este modo, puedes conocer gente nueva y relacionarte)

Ejemplos:

  • Curso de cocina.
  • Curso de pilates/yoga.
  • Curso de masajes.
  • Curso de medicina china.
  • Curso de pintura.

Las opciones son infinitas…

Aunque no lo creas, el hecho de ilusionarte con una nueva actividad ya le está trasmitiendo a tu cerebro una nueva fuente de dopamina que puede fácilmente sustituir esa obsesión que tienes. ¿Por qué? porque gozamos de una cualidad impresionante: la creatividad.

Si eres de los que piensan “yo no soy creativo”, te equivocas sobremanera. La creatividad es una cuestión de voluntad, no de coeficiente. Solo hay que querer buscar una solución, querer enfrentarse a un problema, querer encontrar el camino que mejor te vaya; en definitiva, activar nuestra fábrica de ideas… es una cuestión de asociación: experiencia pasada + problema a resolver = ideas varias.

Y con experiencia pasada me refiero a cada anuncio de televisión que has visto o registrado en tu insconsciente, a cada persona que te has cruzado en la calle… aparte de todo a lo que, además, le prestaste atención mientras tanto. Tu cerebro está lleno de información y todavía le cabe mucha más.

 

2# amor versus dependencia

El amor es la capacidad de apreciar algo increíble en la otra persona sin achicarse a uno mismo. Si sientes amor, procura que ese sentimiento vaya asociado a la libertad. La libertad de ser feliz sin esa fuente de amor.

Porque la gran diferencia entre amor y dependencia es que en el amor verdadero te limitas a apreciar, mientras que en la dependencia, además de apreciar, necesitas a la otra persona. No hay nada menos sexy que ser un/a necesitado/a.

Cada vez que te dices a ti mism@ “¡Cuánto lo necesito!”, le estás haciendo daño a tu autoestima y te estás volviendo más y más inseguro. ¿Eso es lo que quieres? Partiendo de que no eres un masoquista (o quieres dejar de serlo), la respuesta será “no”.

¿Por qué le hace daño a tu autoestima el hecho de necesitar a alguien? Porque le das a la otra persona el poder de decidir sobre tus emociones, el poder de romper tu corazón, el poder de hacerte daño. El mensaje que mandas es “yo no soy suficiente, necesito que tú me completes”. ¿Realmente no eres suficiente? Te diré la verdad, tú eres capaz de lograr todo lo que te propongas y eso es más que suficiente.

Hazte la siguiente pregunta: “¿Puedes sobrevivir sin esa persona?” Definitivamente, sí. ¿Y sabes por qué? Porque no es una necesidad básica en tu vida. Una necesidad básica sería beber agua, comer, practicar sexo o respirar, estar sano es una necesidad básica, por ejemplo. Todo lo demás, lo eliges tú.

 

3# aprender a soltar

Para soltar, lo primero es regular nuestra autoestima, creer en nosotros mismos, confiar en que podemos superar cualquier adversidad, porque ya lo hicimos antes o porque tenemos un modelo a seguir que así lo consiguió.

Estar dispuesto a salir de nuestra zona de confort, que es la que nos hace daño, para dar un paso hacia la incertidumbre. Hacia un lugar que desconozco.

¿Por qué dar el paso? Porque puede llegar algo mucho mejor. La esperanza, la fe, la creencia de que te espera algo bueno a la vuelta de la esquina es el mejor motor para empezar a moverte.

 

¿Crees que no puedes volver a amar o no quieres permitirte hacerlo?


Os dejo este vídeo en el que me inspiré para escribir el post, un saludo y a disfrutar de cada instante de la vida.


Collage 2015-08-25 09_36_53

Fundadora y editora de Emociones Básicas.